Cuidado personal

cuidado-personal
Después de un día de labores, estrés y resoluciones llegamos a casa totalmente apagados. Nuestro cuerpo se siente cansado con ganas de caer en el sillón o directo a la cama. También hay días en los que el mundo pareciera ir contra de nosotros, nada nos sale bien, incluso ese día en el que lucimos pésimo nos encontramos a nuestro crush.
Para esos días lo mejor es consentirnos, relajarnos y querernos. Nada mejor que llegar a casa y darnos un cuidado personal, consentir nuestras manos, una deliciosa mascarilla o por qué no meditar.

Exfolia tus manos.
exfoliar
productos Yves Rocher
Tus manos son las encargadas de dar ese apretón, de manejar la computadora, de hablar por celular, lavarlas y secarlas. Entonces lo que se merecen es un trato especial.
Exfólialas, lávalas y huméctalas para recuperar su estado natural.

Una delicia de mascarilla
mascarilla
Mascarilla de lodo de Jafra
Nuestro rostro está expuesto a un sin fin de contaminantes, rayos del sol y el maquillaje. Todo eso hace que nuestra cara sufra desde brotes hasta bloqueos en nuestros poros.
Para esto, al final del día ponte una mascarilla, las mejores son las que en 20 minutos rescatan tu piel de un mal día. Mientras esperas, por qué no escuchas un poco de música.

Cuidemos mi yo interior
_mi-yo-interior
Libro: One moment, one morning. Sarah Reyner
Después de ese terrible día mi yo se siente mal. Cómo podemos darle ánimos y recargarlo.
Esto va a depender de ustedes, qué les gusta hacer, qué les gusta leer o escuchar. A mí me relaja y me pone de vuelta al camino la música, aunque también de un tiempo para acá me gusta meditar. No solo es ponerse en flor de loto y cruzar los dedos. Puedes meditar saliendo a caminar o tal vez acostada en tu cama. Meditar es muy, muy, muy difícil, para mí lo es. Tienes que poder concentrarte en tus pensamientos e ir desechando cada uno hasta quedarte con la mente en blanco o con el pensamiento que vas a sacarle algún fruto. No es imposible, pero requiere su tiempo de entrenamiento.
A ustedes qué los pone en sintonía, cuéntenme.

Espero hagan alguna de estos cuidados para su persona y me cuenten qué tal les fue.
Abrazos, Ile.